fbpx

Luis Eyzaguirre: El Fifo y el mar

Luis Eyzaguirre es un nombre fundamental en la historia del fútbol chileno. Lateral derecho en el Mundial de 1962, también estuvo en la Copa del Mundo de 1966, pero pasó a la historia cuando la FIFA lo convocó para la selección Resto del Mundo que enfrentó a Inglaterra en 1963. Hoy vive en el balneario de Mirasol junto a su esposa, mira el pasado sin abandonar el gen competitivo que distingue a los cracks.

El viento sopla fuerte y el sol engaña en el mediodía del martes 31 de mayo en el litoral central. Mirasol acoge a Luis Eyzaguirre (22-6-1939), el Fifo, el apodo que lo distingue desde que pisó Wembley en 1963, formando parte del equipo que la FIFA armó para conmemorar el centenario de la Asociación Inglesa de Fútbol.

La rodilla derecha no lo ayuda, pero se mueve sin pausas por la hermosa casa que habita junto a su compañera María Elena Arzolas. La playa queda a menos de 200 metros, pero hace tiempo que no la visita.

Está feliz y emocionado por los homenajes y el recuerdo de la Copa del Mundo de 1962, con ese tercer lugar que se agiganta al observar los rivales y el logro alcanzado.

“Hartos años son. Muchos años. Estoy muy emocionado por los 60 años del Mundial del 62, porque es una historia del fútbol chileno. Le deseo lo mejor que hay para el futuro a los nuevos seleccionados, pero le digo sinceramente que es harto difícil, porque ser tercero del mundo es muy difícil…es sumamente difícil, pero no imposible. Le deseo suerte a esta selección que viene ahora”, dice mientras lo interrumpe una llamada a su celular con el ringtone del rock del Mundial en la versión de Los Ramblers.

-¿Cómo era ser lateral cuando usted aparece en el fútbol? Es el momento en que se impone la línea de cuatro, desde el Mundial de Suiza, con Brasil, y sobre todo en Suecia 58.

Generalmente los punteros eran punteros, jugaban por la orilla. Los laterales tenían que entrar a marcar a los punteros y eran de mucha potencia y bien buenos.

-¿Quién le complicaba en los grandes duelos?

Entre los nacionales, Bernardo Bello, de Colo Colo, y ese muchachito que jugaba en Everton, David Henry, que era muy, pero muy bueno.

-¿Y a nivel internacional?

Marqué a Gento, rapidísimo, muy muy bueno, y Zagallo.

-Y a la hora de marcar, ¿cuál era la diferencia entre Zagallo y Gento?

Era más fácil Zagallo, porque nunca fue puntero, siempre fue mediocampista. Él tomaba la pelota y se iba para el medio, nunca me enfrentó. Gento echaba a correr la pelota. Nunca fui al lado de él, siempre le cortaba la cancha, llegaba ahí, porque estos punteros llegaban a la línea y doblaban, no enganchaban, nada, ni una cosa.

Lee la entrevista completa en Tribuna Andes. La consigues en este enlace.

About the author

Danilo Díaz Núñez (Antofagasta, 1965) es un comentarista, periodista deportivo y escritor. Premio Nacional de Periodismo Deportivo (2009), es el Director de la Revista Tribuna Andes, Presidente del Círculo de Periodistas Deportivos y fue Director de la Revista Don Balón.